28/9/17

¿Hay diversidad en la literatura?

Todas las imágenes de este artículo proceden de Pixabay
El otro día mantuve una conversación bastante interesante sobre la diversidad en la literatura que me hizo pensar sobre un tema que ya se me había pasado por la cabeza. ¿Por qué, en la literatura los personajes tienden a ser siempre tan similares? No sé si será por los libros que leemos (que yo leo al menos) o por el lugar en el que vivimos, pero, en general, la literatura está plagada de personajes parecidos (en el sentido de que la mayoría son caucásicos y heterosexuales), y hay poca diversidad de razas o, incluso, de orientación sexual. 
Esto me hizo pararme a preguntarme ¿por qué? ¿Es porque la mayoría de los escritores/as que encontramos en cualquier librería son caucásicos/as heterosexuales? ¿Es porque tradicionalmente la literatura ha estado guiada por hombres caucásicos heterosexuales? ¿O es porque, simplemente, las historias protagonizadas por este tipo de personajes triunfan más? Poco a poco esta tendencia va cambiando, y cada vez más nos encontramos con protagonistas de otras razas (africanos, asiáticos...) o con otro tipo de orientación sexual (los libros de Iria G. Parente y Selene M. Pascual son buenos ejemplos de ello), pero, reconozcámoslo, son los menos. 
Como no soy más que una estudiante y no soy socióloga ni psicóloga ni teórica del lenguaje, no puedo deciros a ciencia cierta la causa de este curioso fenómeno. Pero, lo que sí que puedo contaros es mi teoría sobre el por qué de esta situación. Yo creo que, sencillamente, puesto que un autor o autora irremediablemente va a poner un trocito de sí mismo en la obra que escribe, siempre le va a resultar más sencillo escribir una historia sobre lo que conoce y plasmar en sus libros la realidad que ha vivido. Así, para un autor japonés como puede ser Haruki Murakami, resulta mucho más sencillo escribir sobre la vida de su país (que ya de por sí es bastante compleja), que sobre la realidad de España, de la misma manera que una autora madrileña como Almudena Grandes le resulta mucho más fácil escribir sobre Madrid que sobre Japón. Ojo que con esto no quiero decir que sea imposible y que una persona no pueda escribir sobre algo que no conoce o sobre un personaje que no es del mismo género del autor (ahí está la fantasía para decir lo contrario) sino que, simplemente, uno puede escribir con más profundidad sobre aquello que ha experimentado previamente. 
Creo que, en cierta manera, ese cerco a la diversidad nos lo ponemos nosotros mismos. No porque seamos seres crueles e inmundos, sino porque, simplemente, leemos a los autores que conocemos que, a su vez, escriben sobre cosas que ellos conocen. No creo que sea tanto una falta de diversidad sino que, simplemente, leemos historias con las que nos sentimos culturalemente identificados porque, sencillamente, necesitamos partir de una base de conocimiento real para poder imaginarnos una historia. Si no, ¿cómo explicáis que la fantasía épica siempre se ambiente en mundos medievales en los que los hombres pelean y las mujeres se quedan en casa? ¿Cómo explicáis que haya distintos estratos sociales? ¿Cómo demonios explicáis que SIEMPRE haya una moneda de cambio? Pues porque siempre va a haber una base de realidad, por muy fantasioso que sea un relato.

Bien, el problema de la raza queda resuelto, pero... ¿y la sexualidad? Pues, si os soy sincera, no tengo una explicación para eso. Yo creo que, simplemente, nos hemos acostumbrado a que, con el paso del tiempo, la normalización de las relaciones heterosexuales se haya quedado como un runrún de fondo, al que nadie hace demasiado caso. Porque, al fin y al cabo ¿es lo 'normal' no? Así, hemos llegado al punto en el que un libro, sea del género que sea, en el preciso instante en el que sus protagonistas son homosexuales, pasa a ser "un libro LGTB". Desde aquí, yo os insto a todos a que PARÉIS DE DECIR QUE UN LIBRO ES LGTB. En serio, es una tontería, y, aunque os creáis que estáis ayudando a la visualización del colectivo, en realidad le estáis haciendo un flaco favor. Haciendo eso, lo único que conseguís es reducir al colectivo a una esquinita y acorralarlo aún más con etiquetas sin sentido. Igual que los libros escritos por una autora no son "libros para mujeres" ni "libros feministas" (más información aquí), los libros con protagonistas homosexuales, bisexuales, trans, etc, etc, etc, no son libros LGTB. Son solamente libros. Y punto.  
¿Y, Ale, esto cómo se soluciona? "¿Qué hacemos?", os preguntaréis. Pues, no lo sé, la verdad. Yo os diría que hagáis lo que queráis (salvo seguir diciendo que un libro tiene temática LGTB, eso no lo hagáis), pero que, seáis conscientes de que ahí tenemos... no un problema (porque no considero que sea un problema, la verdad) pero sí un tema del que hay que hablar y sobre el que se puede reflexionar. Supongo que esto mismo ocurre en todos los países (no creo que en la literatura japonesa  o en la africana haya muchos caucásicos), pero, como ya os he dicho antes, no soy una experta en literatura universal, así que solamente os hablo de la percepción que yo tengo. Así, que, después de todo esto. ¿Hay diversidad en la literatura? Pues, la verdad, no pienso que la haya. ¿Eso es malo? Sinceramente, no creo que lo sea siempre que seamos conscientes de la situación y que tengamos la suficiente amplitud de miras y curiosidad como para tratar de no tener una visión del mundo reduccionista. Yo, personalmente, disfruto como una enana leyendo libros de Murakami que reflejan la sociedad japonesa en la que él vive, porque creo que no hay nadie mejor que él para tratar ciertos temas, y un europeo no será capaz de contarlo igual por mucho que haya investigado o por mucho cariño que le haya puesto sencillamente porque nunca nunca llegará a tener la manera de pensar de alguien que lleva toda su vida en ese país. Por mucho que se esfuerce y muchos años que pasen, nunca lo va a conseguir porque no ha crecido en esa cultura. Es duro decir esto, pero yo creo que es la verdad. Los libros de un europeo que cuentan una historia ambientada en China siempre van a ser peores que los libros de alguien que haya nacido y crecido allí. Si es de alguien que ha nacido y crecido allí pero es de padres extranjeros, todavía os puedo dar un pase, pero no creo que lleguen a ser tan geniales igualmente.
En cualquier caso... ¡aquí tenéis un bonito e interesante tema de conversación! 

Y vosotr@s, ¿Qué opináis de todo esto? ¡Filólogas, filólogos y demás expertos y opinadores profesionales y amateurs, espero vuestros comentarios! Yo me despido, como siempre...

¡Hasta la próxima aventura!
Compártelo:

14 comentarios:

  1. ¡SOS vaya temazo! La verdad que tengo una opinión bastante parecida a la tuya. Tienes razón, un europeo por mucho que se informa y tenga saberes de la cultura japones, quizá puede tener más información simplemente por el hecho de investigar, pero nunca lo va a explicar como alguien que lleve allí toda su vida viviendo. Respecto a los libros LGTB, creo que es un error denominarles así. Lo único que estamos haciendo es clasificarlos como algo diferente y extraño, y no lo es. Debería normalizarse, y no arrinconarles aún más.

    ¡Besitos!

    XX ASH XX

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Ash! Me alegra que coincidas conmigo... ¡Tenía un miedo tremendo de estar sola en mis opiniones jajajaj!

      Un besote enorme :)

      Eliminar
  2. Hola, si eso podría definir la mayoría de los libros, los pocos que yo he leído con personajes LGBT han sido en libros como de romance, pero sin duda los clasifico por el genero o trama de la historia no por las preferencias sexuales de sus protagonistas o personajes

    Saludos 😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Como debe ser! Los libros han de clasificarse por trama, no por preferencias sexuales :)

      Eliminar
  3. ¡Hola! Una lectura muy interesante sin duda. Estoy muy de acuerdo en todo, la verdad que el tema LGTB tendría que dejar de ser un tema tabú, y en cuanto a los libros, deberían estar clasificados por la historia y género. Simplemente por eso.
    Es cierto que los personajes siempre son caucásicos y heterosexuales, algo que nunca había pensado. Pero en la gran mayoría de libros es así, aunque ahora cada vez hay más diversidad tanto en lectura como en el cine.
    Te esperamos en nuestro blog.
    Un beso.
    Alberto y Tania - Crónicas de un búho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, la literatura y el cine se van abriendo cada vez más a distintas preferencias sexuales y eso es algo magnífico, ¿no creéis?

      ¡Un besito!

      Eliminar
  4. ¡Hola, hola! Te he nominado al BookTag Under 200, te dejo por aquí el link http://plumadesinsajo.blogspot.com.es/2017/09/booktag-under-200-30.html#more

    ¡Besitos!

    XX ASH XX

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! ¡Muchísimas gracias Ash! En nada lo publicaré :3

      Eliminar
  5. Hola! En parte estoy muy de acuerdo, esto de las clasificaciones arbitrarias que se realizan sobre una lectura en verdad pueden ser molestas. Encasillan algo por lo que se ve y no por lo que es, como solemos hacer diario en la vida. Por otro lado, pienso que la literatura del momento es lo que se vive como sociedad, así como Jane Austen es una excelente autora, en su momento era una flageladora a la sociedad en la que vivía, porque ella mujer intentaba -por medio de sus obras- demostrar un papel de la mujer muy distinto del que se tenía. Era una revolucionaria, y creo que muchos hoy en día, pecamos de querer ser revolucionarios también.
    Una excelente entrada, me has dado en qué pensar.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Pues la verdad es que estoy de acuerdo contigo, a veces pecamos de querer ser revolucionarios sin tener en cuenta nada más. Muchas gracias por compartir tu opinión :)

      Un besote

      Eliminar
  6. ¡Hola! Recuerdo que he tenido una conversación muy similar con una profesora de mi facultad hace un año. Como dice Borges, los escritores, primero y antes que nada, son lectores. Sin eso, creo que un escritor no puede serlo totalmente, eso tiene mucha lógica en todos los sentidos. En un primer lugar, yo creo que todos los escritores últimamente hacen reescritura de temas, géneros, historias, formas, temáticas y demás anteriores. Es muy difícil ser original cuando ya hay más de 2000 años de literatura acuesta nuestra. Yo creo que uno ya no es original, sino que escribe lo que ya se escribió de una manera nueva, innovadora (hay algunos que por supuesto no lo hacen, yo hablo de los buenos escritores jajaja). Con los personajes creo que es lo mismo, la diversidad siempre va a estar acotada y no hay una originalidad plena, como vos lo decís, en la literatura actual. Uno no puede crear cosas porque casi todo lo que se tenía que agregar ya se creó. Por ejemplo si uno va a hablar de una historia de fantasía, va a tomar siempre criaturas existentes. Si toma un elfo los va a dotar de sus propias capacidades y por eso que te hacen los elfos oscuros. Si toman un vampiro, lo van a dotar de características nuevas, por ejemplo que brille ante la luz del sol o que se queme ante ella o que directamente no le haga nada. Incluso también pueden denominar a la criatura de otro nombre pero sabemos que es un vampiro por ciertas particularidades. A lo que voy es que es muy complicado crear cosas nuevas en esta época donde ya todo se dijo. Creo que la reescritura es muy importante en este sentido y creo que todos los escritores la realizan. Por supuesto este es mi punto de vista y puede que haya otros y me alegra de eso ya que hay una gran diversidad en el pensamiento. No soy filóloga pero espero poder serlo pronto, me faltan aun un par de años pero mientras tanto creo que esta es mi postura jajaja Si quieres saber más sobre la reescritura y te interesa el tema, puedo enviarte un artículo sobre él qe es donde tomé esta postura, no hay ningún problema :3 ¡Nos leemos!

    Jazmin - Navegando entre Letras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Jazmín! La verdad es que tu comentario es la mar de interesante. Estoy de acuerdo contigo en que es muy difícil hacer algo nuevo donde hay ya 2000 años de historia... Sin embargo, yo no creo que 'ya esté todo inventado'. Es más difícil inventar algo nuevo, sí, pero no es imposible. ¡La imaginación, al fin y al cabo, no tiene límites! Todos los escritores practican la reescritura (y los retelling, que tan de moda están, lo confirman), pero yo creo que siempre puede haber cosas nuevas y nuevas tendencias en la literatura, porque creer lo contrario me da un poco de pena.

      ¡Muchísimas gracias por compartir tu maravillosa opinión! ¡Un besazo! :3

      Eliminar
  7. Tienes toda la razón, me extraña que en pleno siglo XXI sigan habiendo pocas novelas donde hayan personajes homosexuales o de otras razas o culturas. Quizá es porque aún hay mucha gente (yo no) que sigue sin ver "normal" ese tipo de relaciones, culturas o razas. Aún así, creo que en los libros infantiles eso está empezando a cambiar y cada vez hay más inclusión. Esperemos que en un futuro no muy lejano, tanto el colectivo LGTB como las personas estranjeras estén más presentes en la literatura. Quizá esa sería una manera de cambiar la mentalidad de algunas personas ^^.

    ¡Besos y nos leemos!

    Marieta ~ Relatos de una náufraga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Hola Marieta!!

      Yo también creo que, si hubiese más representacion de este colectivo en la literatura, mucha más gente lo vería como algo normal.

      ¡Un besito!

      Eliminar

¡Opina! ¡Es gratis! Pero por favor, evita hacer SPAM si no es en la página habilitada para ello, la de la iniciativa Seamos Seguidores. Veo todos y cada uno de los comentarios que ponéis y los devuelvo. Pero, cualquier tipo de SPAM que se haga fuera de la página de la iniciativa Seamos Seguidores será eliminado y no se le devolverá ni el follow ni el comentario.
Considero SPAM como cualquier comentario del estilo "ya te estoy siguiendo, te invito a pasarte por mi blog" o similares. Los links a vuestros blogs y firmar con los nombres de los mismos SÍ que está permitido, pero más allá de eso, todo acto de autopromoción lo consideraré SPAM.
Contribuyamos, entre todos, a hacer de éste un rincón maravilloso :)

¡Os quiero a tod@s!